León: desde San Marcos a Plaza Mayor

León desde siempre ha sido una ciudad emblemática. El conocido camino de Santiago tiene bastantes paradas obligatorias aquí.

Además, en los últimos tiempo, la posición de León en relación con los puertos de ferry de Santander y Bilbao también ha provocado que sea lugar de paso para las personas que van desde estos puntos hasta el sur de España y a Portugal.

Sea como sea, los visitantes se deleitan con las obras maestras del siglo XIII, las encantadoras callejuelas y la completísima cultura gastronómica. Además del casco antiguo de León, un lugar que en sí, en conjunto, es una obra de arte.

El post de hoy se centra en la parte de León (ciudad) que está más próxima al río Bernesga y San Marcos.

Explorando San Marcos y Plaza Mayor

Siguiendo la bien llamada Avenida de los Peregrinos, llegas a la Plaza de San Marcos. Ya se puede ver la relevancia del Camino de Santiago. Sentado bajo una cruz, está la estatua de un peregrino encapuchado, sentado para descansar sus pies adoloridos. Está de cara al Monasterio de San Marcos. Admirando el edificio.

Solo debes de cruzar el puente para entrar al Parque de Quevedo. Si buscas un sitio natural para descansar de todo el ajetreo turístico, este es tu parque.

Son 48000 metros cuadrados de naturaleza. Un disfrute para todos los sentidos. Donde se aúnan fauna como patos y ocas y flora. La gran variedad de plantas y árboles lo convierte en un gran jardín botánico. Además de todo esto, tiene lugares dedicados para niños, canchas de baloncesto, pista de patinaje. Un lugar muy completo para descansar o practicar deporte.

Finalmente, después de reponer fuerzas, puedes dirigirte a la Casa de Botines, muy próxima a la Plaza Mayor de León. Simplemente debes de seguir la Gran Vía de San Marcos.

La Casa Botines es un edificio neogótico construido por Gaudí.  Se construyó en menos de un año y no por eso es un edificio endeble. Al contrario. Es uno de los 3 edificios que Gaudí construyó fuera de Cataluña. Por lo que si puedes ir a echar un vistazo a este edificio con aire medieval, no dudes en ir.

Cinco lugares que visitar en León

Hoy hago una entrada con 5 lugares que debes visitar en Castilla y León. En esta mini guía están mis lugares favoritos y por eso te los recomiendo. Creo que es una buena representación de la arquitectura y paisajismo de León que espero que te guste:

5 lugares que visitar en León

 Basílica de San Isidoro

La Basílica de San Isidoro es una iglesia en León, situada en un antiguo templo romano. Sus raíces cristianas se remontan a principios del siglo X. Donde se hizo un monasterio en honor a San Juan Bautista en esos terrenos.

Río Cares

El río Cares es una pequeña montaña fluvial en el norte de España, que atraviesa la provincia de León y Asturias. Es un afluente del Deva, un río que desemboca en el Cantábrico formando el estuario de Tina Mayor, que forma la frontera natural entre Asturias y Cantabria.

Palacio de los Guzmanes

El Palacio de los Guzmanes es un edificio renacentista de León; Es la sede del Gobierno Provincial. El palacio fue diseñado por Rodrigo Gil de Hontañón en el siglo XVI, encargado por una importante familia aristócrata de Leon, la familia Guzmán. Una de las más influyentes de la provincia.

Iglesia de San Marcelo

La iglesia parroquial de San Marcelo es una de las más importantes de la ciudad. San Marcelo es el patrón de León. Está en la plaza de las palomas, cuyo nombre real es Plaza de San Marcelo.  No te lo esperabas ¿verdad?

Palacio de Jabalquinto

El Palacio de Jabalquinto está en Baeza, una ciudad de Jaén. Se construyó a petición de Juan Alfonso de Benavides Manrique. Señor de Jabalquinto y primo del Rey Fernando II, el Católico.

Ahora forma parte de la universidad de Andalucía.

El cocido maragato

Si estás buscando un plato típico de la cocina leonesa, ese es sin duda el cocido maragato. Lo mejor para disfrutarlo es el invierno, ya que es un plato pesado y además de comida caliente. Necesitas varias horas para digerirlo. Eso sí es de lo mejor que tenemos en gastronomía. Es una exquisitez que te invito a que pruebes. Este cocido también es muy popular por ser el que se come del revés.

Historias del cocido maragato

Esto es porque primero se acostumbra a comer toda la carne y después ya los garbanzos y el caldo.

La explicación a esto según la narrativa popular de es que cuando los viajeros maragatos arrieros iban de viaje llevaban consigo alimentos contundentes que se pueden consumir en frío. Cuando llegaban a algún lugar donde podían comer pedían al final la sopa o caldo. Para calentar el estómago. Y así se quedó como tradición.

También hay otra historia que dice que, en tiempos de batallas entre franceses y españoles, los soldados empezaban comiendo lo mejor del cocido por si no tenían tiempo después.

La primera historia es la que se cuenta de padres a hijos. Creo que es más auténtica.

Ingredientes del cocido maragato

Este es un plato contundente. Los ingredientes que necesitas son los siguientes: morcilla, pechuga de pollo, huesos de caña y jamón, lacón, repollo, cerdo, fideos, garbanzos, tocino, sal y agua.

Posteriormente para el relleno necesitas, huevos, miga de pan, ajos, jamón, chorizo, aceite y perejil.

La preparación y cantidades de los ingredientes los he encontrado en esta web. Donde está muy bien explicado y además mejor de lo que haría yo, porque posiblemente bajo mis indicaciones no obtengas el mejor resultado.

La cruz de hierro, el Camino de Santiago en León

El Camino de Santiago es un trayecto archiconocido en España y en muchas partes del mundo. A su paso por León, uno de los lugares más importantes es la Cruz de Hierro. También denominada cruz de ferro en gallego y cruz de fierro en leonés es un lugar de paso obligado en el Camino de Santiago.

La Cruz de Hierro, a simple vista puede ser una simple cruz más. Pero está cargada de simbolismo. Situada sobre un mástil de madera de más de treinta metros de altura, marca el punto más alto del Camino. Está situado en entre Foncebadón y Manjarín.

La Cruz de Hierro y las piedras de los peregrinos

Lo más curioso de este lugar es que la Cruz está en una colina de piedras. Estas piedras han sido reunidas a lo largo de los años por peregrinos que realizan allí un ritual especial.

Los peregrinos traen una tierra de su lugar de origen o bien que hayan recogido del Camino y que sea con una simbología especial. Al pasar por allí dejan la piedra en el montoncito que se alza bajo la cruz.

Cada piedra es el símbolo de la carga que un peregrino quiere dejar atrás antes de salir de la Cruz de Ferro. Es como comenzar de nuevo, un renacer espiritual y simbólico. Algunas piedras tienen mensajes escritos sobre ellos, otros los nombres de pueblos o personas. Algunos tienen notas de papel o fotos vinculadas a ellos, otros conejitos de peluche u osos.

En este momento, los peregrinos hacen un alto en el camino y hacen peticiones. No es como un rezo normal de los de iglesia o catedral. El peregrino deja su piedra y hace la petición. Para mejorar la salud, por el bien de algún ser querido.

Esto va más allá de la petición de dinero, es algo que tiene que salir de lo más profundo de tu alma.

La Cruz de Hierro es testigo de los millones de peregrinos que hacen el camino de Santiago, una tradición que a día de hoy sigue más viva que nunca. Y que pone de manifiesto que el simbolismo y magia del Camino no está solo en Santiago.

 

De tapas por León

León es la mejor ciudad de España para salir de tapas y en esta entrada lo demostramos. Con esta declaración de intenciones abrimos la entrada de hoy.

Somos conscientes de que España es un país con algo que destacar: la gastronomía. Igual en otros asuntos no somos tan “interesantes” pero a la hora de comer… Todo el mundo sabe que como en casa en ningún sitio.

Y por supuesto, más concretamente, en León.  Es una declaración “arriesgada”, lo se. Pero es verdad. León es la mejor ciudad de España para salir de tapeo.  Aquí te explicamos los motivos

León, el mejor lugar de España para ir de tapas.

El talento de las tapas de León se deriva de su excepcionalidad doble: una gran variedad de vinos fantásticos y grandes porciones de comida creativa deliciosa.

Primero, los vinos. León como epicentro vinícola. Justo al oeste está el Bierzo  con vinos agradablemente sorprendentes e intensos. Al sur se encuentra la potencia Ribera del Duero.

A diferencia de Madrid, donde Ribera o Rioja son casi siempre sus únicas opciones de vino tinto, en León incluso los bares más pequeños ofrecen un mínimo de cuatro denominaciones de origen. Por lo general la adición de un par Bierzos y Prieto Picudo o dos a la lista.

Segundo, la gastronomía. Si en primer lugar teníamos vino… luego está la comida. Hay tapas, y luego están las tapas de León. El sistema caña y tapa por la cara de León es la base de nuestra nutrición. Nunca has comido tan bien por tan poco. Las tapas de León ofrecen una pequeña demostración de todo el potencial gastronómico que tenemos en la zona.

En León, la tierra de las tapas puedes encontrar las típicas corquetas junto con creaciones originales a base de cuscús. Somos conscientes de que los Pintxos del País Vasco son más elaborados o que las tapas en Granada son más grandes. Pero la demostración de originalidad, creatividad y calidad de León no es superable por ninguna.

Incluye lo mejor de ambos mundos de la comida: ¡tapas tradicionales (croquetas!) Y creaciones imaginativas (cuscús!?!).

Mientras que los pintxos del País Vasco pueden ser más elaborados y las tapas de Granada pueden ser más grandes, León hace una demostración impresionante en la variedad.

 

Puesta de sol desde Las Médulas

Hoy hablamos de Las Médulas. Este paisaje se encuentra en Ponferrada (El Bierzo), por supuesto, León.

Historia de Las Médulas

Las Médulas eran antiguas minas de oro romanas, a pesar del paso del tiempo, mantienen esta estructura tan curiosa. Hoy es un paisaje que admirar, sin embargo en el pasado fue la mina de oro más grande del mundo.

El oro se encontró en las montañas de lo que hoy son Las Médulas. Mucho antes de que los romanos invadieran la Península Ibérica. Los depósitos probablemente fueron una de las razones por las que Roma luchó durante diez años en una campaña feroz contra el pueblo celta de la zona. Estas cordilleras en el norte de España fueron las últimas áreas de la Península Ibérica que se incluyeron en el Imperio en 19 AEC.

La minería de oro en Las Médulas continuó y los ingenieros romanos aplicaron técnicas modernas para extraer el metal a escala industrial. Varios ríos fueron desviados en acueductos largos y el agua fue utilizada para romper las montañas en Las Médulas y para lavar las rocas para finalmente ceder el oro.

Por lo que la minería cambió dramáticamente el paisaje. Lo que vemos hoy es lo que dejaron los romanos cuando los depósitos de oro fueron finalmente agotados.  Así que este paisaje parece irreal y de alguna manera lo es.

Magia en la naturaleza

Las Medulas son antiguas, artificiales, hechas por el hombre. No es algo esculpido por la naturaleza. Sin embargo no es un paisaje feo, al contrario es curioso y además en el atardecer es mágico.

Antes de llegar a Las Médulas, el paisaje es verde. La naturaleza lo invade todo, pero a medida que te acercas, empiezas a ver las siluetas rocosas. Las rocas esparcidas, los arcos y los túneles rompen la densa vegetación verde de las colinas. Cuando el sol de poniente brilla sobre las rocas, estás desprenden luz propia. Brillan con un color casi naranja, de una intensidad curiosa. Es entonces cuando parece un paisaje mágico lleno de contrastes. Naranja opuesto a verde. Espectáculo de luz y Patrimonio Mundial declarado por la UNESCO.